BorgWarner, premio a la innovación CLEPA 2020 por su inversor refrigerado SiC
Suscríbete

BorgWarner, premio a la innovación CLEPA 2020 por su inversor refrigerado SiC

Borgwarner onboard
Cargador para vehículos eléctricos de la firma estadounidense. Foto: BorgWarner
|

BorgWarner ha sido galardonada con el Premio a la Innovación en la categoría de Medio Ambiente por la Asociación Europea de Proveedores Automotrices de CLEPA por su inverter refrigerado SiC.  El galardón reconoce los logros sobresalientes en tecnología de movilidad entre los proveedores automotrices y se presentó durante una ceremonia virtual el pasado de noviembre. La tecnología ganadora de BorgWarner contiene un interruptor de alimentación de carburo de silicio (SiC) patentado, llamado Viper, para inversores de próxima generación. El interruptor de encendido Viper admite sistemas eléctricos de hasta 800 V y permite múltiples beneficios, incluida una mayor eficiencia con flexibilidad de voltaje, tiempos de recarga reducidos, rango extendido y tamaño de batería más pequeño.


"Con el mayor impulso a la innovación en términos de electrificación de vehículos para cumplir con los objetivos globales de reducción de CO2, recibir este importante honor de CLEPA refuerza la experiencia y las capacidades de vanguardia de BorgWarner en este espacio", ha señalado el Dr. Stefan Demmerle, presidente y gerente general de BorgWarner PowerDrive Systems. "Viper es un interruptor de potencia basado en SiC que cambia las reglas del juego y ofrece hasta un 70% de mejora en las pérdidas de conmutación y un 25% más de densidad de potencia para ayudar a comercializar las futuras soluciones de movilidad".


Esenciales  para los vehículos eléctricos, los inversores transforman la corriente continua (CC) del paquete de baterías en una corriente alterna (CA) para alimentar el motor de propulsión eléctrica. Dentro de cada inversorr, hay un módulo de potencia, generalmente compuesto por seis interruptores semiconductores que administran el flujo de energía al motor. Con Viper, los seis interruptores se han condensado en tamaño, ubicados entre dos pequeños disipadores de calor que absorben y dispersan el calor. Esta estructura de enfriamiento de doble cara permite un diseño más compacto, lo que hace que los inverters de próxima generación sean un 40% más livianos y un 30% más pequeños que las generaciones anteriores. El nuevo interruptor de alimentación de carburo de silicio también mejora la eficiencia y permite una potencia de salida mucho mayor, en combinación con un sistema de 800V.


El diseño único de Viper permite escalarlo y adaptarlo a sistemas de voltaje más bajo y más alto, lo que brinda a los fabricantes de equipos originales la flexibilidad que tanto necesitan para administrar los múltiples niveles de voltaje requeridos por los vehículos eléctricos híbridos y de batería enchufables.

   BorgWarner completa la adquisición de Delphi Technologies
   BorgWarner equipa al SUV Volkswagen Nivus en Brasil
   BorgWarner suministra su turbo de geometría variable a un constructor global
Empresas destacadas